Excursión Cultural por EL BAJO MIÑO

Nuestra primera parada nos conduce directamente hasta Baiona, donde haremos visita obligatoria a su puerto para conocer y embarcarnos en una réplica exacta de la Carabela con la que Cristóbal Colón logró hacer su viaje de regreso desde el Nuevo Mundo, la Pinta.

Aprovechamos para reivindicar lo que cada vez más y más académicos se suman a reconocer y es la galleguidad de Cristóbal Colón, habitante de nuestro pueblo vecino San Juan de Poio, donde si queremos profundizar más en el tema, podremos hacer una interesante visita a su casa museo, para descubrir todos los detalles que han hecho posible reescribir los libros de historia.

Será en Baiona también una visita obligada la que debemos realizar a su magnífico parador nacional de turismo “Conde de Gondomar”, donde recorreremos sus murallas y jardines para disfrutar de unas vistas inmejorables y sentir toda la historia que encierran sus muros. Desde allí, nos dirigiremos por unas maravillosas y espectaculares carreteras donde su recorrido es en sí mismo un auténtico placer, para llegar a A Guarda. Desde allí nos dirigiremos directamente hasta el monte Santa Tecla, que es una elevación de 341 m de altitud marcando la separación Geográfica entre Portugal y Galicia. Desde su cima, se divisa perfectamente la desembocadura del río Miño, el océano Atlántico y los montes de ambos países vecinos. Es precisamente en esta desembocadura donde tiene lugar la captura de uno de los más cotizados y preciados manjares marinos, las famosas gulas, o crías de anguila, cuyo precio por kilo suele superar ampliamente los 1000 euros en su temporada, coincidiendo con los meses de invierno y las Navidades.

Debido a su situación estratégica en Santa Tecla podremos descubrir la historia viva de los primeros poblados de la península ibérica con unos estupendos restos arqueológicos en el asentamiento del Castro de Santa Tecla con más de 2.000 años de antigüedad. Los pobladores del Monte de Santa Tecla establecieron la cultura de los castros, de los que quedan importantes restos. Predominan las construcciones circulares, aunque también las hay ovales y cuadradas, éstas de influencia romana.

A un paso de esta ubicación nos queda Portugal, y Tui, dos destinos igualmente recomendables para aprovechar nuestra visita al máximo. En Portugal encontraremos un estupendo mercado en la Fortaleza situada en Valença do Minho, además de poder disfrutar de su afamada y mundialmente conocida cocina, con un producto como auténtico protagonista por encima de todos, el bacalao o bacalhau, preparaciones, y recetario para todos los gustos. Te animamos a experimentar! A buen seguro te llevarás gratas sorpresas del recuerdo de tu viaje!